escribir

Escribir: tratar de retener algo meticulosamente, de conseguir que algo sobreviva; arrancar unas migajas precisas al vacío que se excava continuamente, dejar en alguna parte un surco, un rastro, una marca o algunos signos.[Georges Perec]

septiembre 04, 2009

erotismo plástico

"Podemos decir del erotismo que es la aprobación de la vida hasta en la muerte." Georges Bataille El erotismo, p. 15.
Apenas recuerdo fragmentos de aquella noche, las imágenes se vuelven difusas a causa de las luces bajas, el humo, el ruido y mi propio estado de ánimo. Aún ahora me pregunto cómo fue que me dejé convencer para asistir a esa reunión, conociéndome como me conozco y siendo como soy. Supongo que lo hice porque me sentí comprometida o quizá fue a causa de mi incapacidad para decir no sin sentirme culpable. Da igual, el punto es que me veo ahí como parte de un nutrido grupo de mujeres, cuyas edades van de los veintitantos hasta los sesenta y  varios. Juntas pero no revueltas; aparecen conformando diversos grupos, unos más grandes que otros; están ahí por motivos particulares distintos, con el común denominador del festejo "liberador"... todas buscan soltarse el pelo esa noche de viernes. El grupo en el que estoy no es la excepción, festejamos a una de nosotras, a la prima que en breve dejará atrás la soltería. 

No logro precisar todos los detalles de lo ocurrido durante las cuatro horas que permanecimos en ese sitio -desde la diez de la noche  hasta las dos de la madrugada-, sin embargo, aún siguen retumbando en mis oídos los gritos, casi aullidos, de algunas de esas mujeres. Curiosamente, son las mayores las más entusiastas, como si la premisa fuera: a mayor edad, mayor exaltación de los ánimos y también, mayor permisividad. Una mujer que debe rondar las seis décadas, grita, desabotona su blusa y se contonea con el ardor y desparpajo que uno imaginaría a los veinte. La veo a ella y me veo a mí y por unos instantes casi me siento su abuela... así de ausente está mi emoción.

La conmoción de esas mujeres la provoca un grupo de hombres jóvenes, quienes desde el escenario les lanzan miradas falsamente prometedoras, mientras bailotean con movimientos más afectados que sensuales; mirando sus lances dancísticos, es inevitable no pensar en esos grupos juveniles que medio cantan y medio bailan coreografías robotizadas. Pero eso a nadie parece importarle, pues ellos muestran, ofrecen, su torso y parte de su derrière al desnudo, consiguiendo disparar la libido de las damas ahí reunidas. A cada nuevo giro de ellos, las mujeres elevan la intensidad de sus alaridos y por momentos, sus aullidos se confunden con sus propios gritos exaltando la semidesnudez de los cuerpos masculinos. 

De pronto, la música cesa pero ellos no dejan de moverse, siguen ahí ensayando su coreografía; dan la espalda a las féminas, inclinándose levemente para que esa parte donde la espalda pierde su elegante nombre se eleve lo más posible, quedando expuesta casi en su totalidad, a manera de despedida y como  último disparador del deseo femenino. Algo me distrae y pierdo un poco el hilo de la acción, pero cuando me doy cuenta, la misma mujer de las seis décadas está en el escenario besando a uno de los bailarines, quien dócilmente se deja palpar por las ávidas manos de la mujer; a cada contacto de los dedos femeninos, él responde con movimientos que aparentan languidez y sensualidad; ella luce exultante, hasta que su fiesta concluye abruptamente una vez que él considera que por la propina recibida, ya estuvo bueno de caricias y gemiditos; se despide de la mujer y abandona el escenario provocando chiflidos, alaridos y uno que otro reclamo. 

La mujer baja con la plenitud reflejada en el rostro. Todas le aplauden y algunas la miran con expresión de admiración y envidia. Yo las miro a todas ellas con una expresión que no puedo ver, pero que, a juzgar por la mirada desaprobatoria de la prima casadera, debe ser de pasmo. Y es la misma prima quien me saca de mis elucubraciones, con una llamada de atención: "si te hubieras tomado unos tragos, estarías igual de feliz que ella."  Yo la escucho y no puedo evitar preguntarme si tendré algún desarreglo interno, pues al parecer soy la única que no le encontró gracia al espectáculo recién terminado, menos que haya experimentado alguna variación en los índices de su energía psicosexual... pero algo me dice que no se debe a la falta de alcohol.

"¿El lenguaje más erótico de un cuerpo no está acaso allí donde la vestimenta se abre? En la perversión (que es el régimen del placer textual) no hay zonas erógenas; es la intermitencia, como bien lo ha dicho el psicoanálisis, la que es erótica: la de la piel que centellea entre dos piezas (el pantalón y el pulóver), entre dos bordes (la camisa entreabierta, el guante y la manga); es ese centelleo el que seduce, o mejor: la puesta en escena de una aparición-desaparición." Roland Barthes.





Imagen: obra de la artista ucraniana Zinaida Serebriakova -

99 comentarios:

Canalla dijo...

Wiii! Lo dicho: qué bonito se siente ser el primero, aunque sea en comentar, y no tenga de qué comentar.
Pero como ya vi de qué va el post y entreví citados a Apollinaire y Barthes, mañana que ya no tenga tanto sueño volveré, leeré y comentaré. Por ahora, sólo hartos besos, hartos.

marichuy dijo...

Canalla

Jajá ¿acaso tiene usted alguna fijación con las "primeras veces", mi admiradísimo escritor?

Besos... muchos

Aurore Dupin dijo...

Queridísima:

El deseo instintivo -vale, etiquetado como debe ser: animalesco- aflora en situaciones más previsibles que una taranovela mexicana.

Pero el erotismo... no, ese viaje motafísico es selecto. Como expresara Vargas Llosa en los cuadernos de Don Rigoberto:

"La democracia sólo tiene que ver con el valor civil de la persona, en tanto que el amor –el deseo y el placer- pertenece, como la religión, al ámbito privado, en el que importan sobre todo las diferencias, no las coincidencias con los demás. El sexo no puede ser democrático; es elitista y aristocrático y una cierta dosis de despotismo (recíprocamente pactado) suele serle indispensable…

(…) Yo, por mi parte, voy ahora mismo a hacer el amor con la Reina de Saba y Cleopatra, juntas, en una representación cuyo guión no pienso compartir con nadie".

Besos apenas descubiertos.

Adéndum: La "Historia del ojo" de Bataille con prólogo de Margo Glantz me derrite.

karenina dijo...

holahola! no se que suceda pero tampoco me emocionan las despedidas de solteras aunque quizás llegaria a envidiar a la señora de seis décadas por el entusiasmo pero no hay como el gusto por lo sútil y las frmas veladas de erotismo, el pequeño roze, el tacto inesperado...saludos!

mario skan dijo...

Creo que si tengo 60 y voy ver a un par de muchachas moviéndose cachondamente derrapó. Bueno, ahora derrapo también,jajaja.
Nunca estuve en una de esas presentaciones, de mujeres, aclaro,pero...y si me saco las dudas, este sábado voy.

Hace un par de años unas compañeras fueron a ver un show de hombres y quedaron sorprendidos por el comportamiento de una chica que en la realidad de todos los días, era particularmente fría y distante, qué mecanismo dispara el cuerpo desnudo, no sée....



abrazo

Justo dijo...

Bataille habla de lo que mucha gente no quiere ver, que el sexo es un puente entre la vida y la muerte. (En un curso reciente en el que se abordó la temática sexual nos hicieron que dijéramos palabras asociadas a orgamo, yo dije muerte y como que se escandalizó más de uno allí).

Por eso me resulta tan tierna esa sesentona que hace el ridículo ante los ojos desapasionados de la narradora. ¡Ay, la turgencia de los cuerpos! Esa señora babea recordando la vida, su propia vida, sus senos erguidos, la inocencia que perdió, el final que presiente, ese culo que simboliza todos los culos que pasaron por su vida y ella no agarró y si pudiera dar la marcha atrás sí lo haría, ¡vaya si lo haría!

Ya ves todo lo que me sugieren tus textos. Además, encantado esta vez de ser uno de los primeros.

Un abrazo

marichuy dijo...

Querida Aurore

Ahí está la cosa, ma chérie, era una situación más previsible que trama telenovelera del canal de las estrellas y sin embargo, me sucedió algo preocupante –olvídate que no me emocionara-, el espectáculo de los bailarines esos, me produjo cierta sensación de nausea (ay tú, será que de verdad merezca yo presidir “el club de la vela perpetua”?)

Tan maravilloso escritor que es Vargas Llosa, no sé por qué le dio por hablar de política.

Ese libro de Bataille es brutal (¿que no lo prologó Vargas Llosa?; estoy desvelada y desmadrugada, o sea desvarío):

“Aquel día, en la tormenta sin lluvia, a través de la oscuridad hostil, Simone y yo tuvimos que escapar del castillo y huir como animales, desnudos, la imaginación habitada por el tedio que sin duda abrumaría nuevamente a Marcelle. La infeliz internada era como una encarnación de la tristeza y las cóleras que entregaban, sin fin, nuestros cuerpos a los excesos”

Besos ídem

marichuy dijo...

Karenina

Lo mismo pensaba yo: qué ánimos de mujer, mientras la narradora... instalada en la fiaca total.

Un abrazo

marichuy dijo...

"Creo que si tengo 60 y voy ver a un par de muchachas moviéndose cachondamente derrapó. Bueno, ahora derrapo también"

Mario

Jajá, ¿nunca has ido a un Table Dance? Bueno, yo tampoco había ido y lo peor es que no me quedaron ganas. Pero es muy cierto lo que comentan tus amigos sobre la chica esa: ese tipo de espectáculos (igual que la lucha libre) detonan las reacciones más inusitadas, sacan nuestro otro yo.

Un abrazo

marichuy dijo...

Querido Justo

Ella, como la canción de Serrat "Señora", se mira en su espejo interior y da marcha atrás.

Bataille y sus obsesiones, que son las nuestras, sexo, muerte, surrealismo, enfrentadas a la otra: la Fe. Cómo no iba a remover consciencias y a provocar uno que otro alarido.

Un abrazo y gracias por tu comentario

Hermes dijo...

Es como el título que atinadamente diste a tu texto: plástico. Y no de plasticidad, sino de falso, forzado y burdo.

Nadie nunca me cree pero en mi vida he ido a un table dance ni pagado por sexo.

Por otra parte... me encantó la pintura! Amo el impresionismo, quizás la semana entrante suba un post al respecto

Lu dijo...

Es difícil publicar mi comentario en una sola entrada. Pero a ver... Entiendo lo q decís y de hecho a mí tampoco me motivan tanto esos lugares y mucho menos esos hombres.
Para mí el erotismo pasa por el juego mental: provocación de la líbido de modo imaginativo, provocador y sutil q va increscendo a piacere de los protagonistas. Como cuando en la película Gilda, Rita Hayworth canta Put the blame on mame y hace estallar la platea masculina con solo quitarse un guante largo.
Ahora bien, no veo mal el "desenfreno" de esas mujeres, puesto q muchas de ellas por razones q quizás hasta ellas mismas olvidaron, cerraron hace rato esa puerta, la del erotismo. O quizás no fue una elección, sino q han sido consumidas por la vorágine de la vida de madres, tías o abuelas perdiendo ese costado por dedicar su vida a otros.
Y son esos pocos momentos donde se sienten más cerca de esa faceta tan necesaria para nuestro género.
Por suerte no todas las mujeres pierden su vida erótica con el correr de los años. A aquellas les digo chapeaux! esperando no perder esa senda cuando esté un poco más entrada en años.
Saludos argentinos.

Doctor Gurma dijo...

Comprendo este punto adoradísima y admiradísima, yo pienso que el erotismo está en lo sugerente, no en la exhibición frontal. Tal vez por eso varios de mis amigos me miren raro cuando declino la invitación a ir a un "table dance" El desnudo para mí viene como una sutil consecuencia de erotismo (lo sugerente) e intimidad. Y no soy de la vela perpetua, sólo no soy totalmente instintivo

Saludos!

Ego dijo...

Para apreciar el humor y el erotismo se necesita de cierta sensibilidad que no todos tienen. Así como los más pedestres tienen sus chistes malos, también tienen su erotismo plástico barato.

Saludos.

Kyuuketsuki dijo...

A mí las despedidas de soltero o soltera se me hacen sumamente patéticas. Y no, no les veo el erotismo por ninguna parte: un montón de movimientos plásticos en cuerpos igualmente plásticos no logran despertar el más mínimo interés erótico en mi, como tampoco lo logra la pornografía actual. Eso no es erotismo... es soft porn, del malo además.

W dijo...

No mi Marichuy...

No eres la única (internamente desarreglada)... te puedo decir que la ocasión en la que yo fui, me pasó exactamente lo mismo!!!!... peor aún, yo llegué al grado de repulsión... puajjjjjj....

El erotismo lo veo MUY diferente.... una mirada.... una caricia muy suave.... una plática profunda... la luz de las velas... no sé.... algo mucho más sutil que estar viendo cuerpos desnudos contoneándose...

Sin embargo, respeto a las mujeres que les gusta este tipo de espectáculos... cada persona resuelve su sexualidad de maneras muy diferentes... digo yo...

Así que no te sientas fuera de lugar... ya somos dos !!!

jajajaja


Besos

pez dijo...

ummm, pues que aburridas tú y la W, jaja

dijéramos van cada fin de semana al chippendale, eso sí supondría tal vez un desorden

pero una vez al año....... no hace daño

Sonia. dijo...

ay nena, ahora si no es mala onda pero no me diste nada de envidia, pobre de ti... como si presenciar semenjate show no fuera suficiente, aun hay mas.. que mal!, pero bueno a lo mejor asi ya sera mas facil decir NO la proxima vez.
besitos

Dilbertina dijo...

Ah, Marichuy, estos espectáculos nunca han sido mi hit, no me gustan y mucho menos si es una despedida de soltera, y eso que ya nos expulsaron a Aurore y a mi del club de la vela perpetua, en verdad nunca he ido a uno de puras mujeres, he ido a antros gays, y mis amigos me han pagado por la agarrada de pompa, el hombre que se dedica a esto se deja agarrar todo, no me agrada, no me asusta pero no es mi hit, ni siquiera puedo decir que me agrade, pero si he de reconocer que a muchas mujeres les gusta, muy su gusto.

El único hombre que me producía esa sensación de placer, y que ma hacía gritar como degenerada era Bosé, cuando era delgado, al final de bailar y cantar por dos horas se quitaba la camiseta, la primera vez que lo vi pensé: Loca de mi aquí gritando ante la emoción de un torso masculino, después lo volví a ver varias veces, y al final cuando llegaba este momento me volvía a producir el placer de su torso desnudo, creo que era parte de la adrenalina de verlo bailar y moverse tan sensualmente, tal vez hoy con todo y panza de cerveza acumulada, si se quitará la camiseta después de bailar y cantar dos horas me volvería a sentir excitada de verlo desnudo.

La ex socia del club de la vela perpetúa, siento dejarte, pero así es la vida.

Dilbertina

LUIS TORRES dijo...

Creo que cada quien con sus gustos, esperemos a que cimplas 60 años a ver si tus opiniones cambian al respecto.

Por aca hay esos tipos de espectaculos y no es nada de lo ke describes, aca los muchachos se desnudan totalmente y si quieres una chica aventada puede darle un sexo oral en la tarima.

Mi querida Novia se fue a unos de esos espectaculos y que crees? pues le encanto se subio a la tarima y se agarrocon uno de esos musculosos...

Creo que es cosa de gustos, simplemente eso.

marichuy dijo...

Hermes

Supongo que como todo en la vida, es cuestión de gustos. A mí lo que me llama la atención, es que el espectáculo... no me llamara la atención.

A mí también me encantó este lienzo –pintado en el siglo pasado; su autora era ucraniana.

marichuy dijo...

Lu

Yo no estoy -espero no haber dado esa impresión- juzgando a quien disfruta de este tipo de espectáculos. Como bien dices, que cada quien resuelve su sexualidad como mejor puede.

Lo que he tratado de exponer es mi experiencia y mi sorpresa (esa es la verdad) por no haberme emocionado ni un segundo. No creas que es algo que me haga inmensamente feliz

Un beso

marichuy dijo...

Doctor

Yo también soy totalmente instintiva; de ahí mi sorpresa ante la nula respuesta que el espectáculo me provocó…

¿Acaso yo si seré de La Vela Perpetua?

Saludos

marichuy dijo...

Ego

Bien lo has dicho: se requiere cierta dosis de "sensibilidad".

Saludos

marichuy dijo...

Workahólika

Jajá... es bueno saber que no soy la única medio descompuesta.

No; por supuesto que no estoy descalificando a las mujeres que lo disfrutan (como pareció haber entendido Luís Torres), simplemente estoy exponiendo mi personal sentir al resspecto.

Besos

marichuy dijo...

Pez

El desorden que tenemos -la W y yo- es que no se nos mueva la libido… ni medio milímetro.

En serio que los tipos que bailoteaban ahí... ni fu ni fa.

Saludos

marichuy dijo...

Sonia

Jajá, no pues ni que envidiar, porque yo ni siquiera los anduve “auscultando”

De verdad que es horrible sentir remordimientos cuando dices que NO

Besos

Champy dijo...

COMADRITA prometido que mañana vengo a emitir mi opinión a este respecto.

Si me permites, te voy a traer a algunas amigas para conocer sus pensamientos.

2046

marichuy dijo...

Querida Dilbertina

Ya algo me imaginaba, respecto de los ardores que te provocaba Miguel Bosé; a mi me cae muy bien y me parece que él tiene ese atractivo tan especial que -según Carlos Fuentes- sólo posee la belleza algo andrógina

Cómo... ¿me van a dejar solita en el "Club de la Vela Pepetua"?

Qué amigas tan poco solidarias tengo... Jajá

Un abrazo

marichuy dijo...

Luís

Exactamente: es cuestión de gustos y a mí no me gustó. Pero de ahí a juzgar a esas mujeres, de ninguna manera fue mi intención; nada más lejano. Más cerca de analizarme a mí, por no poder sentir ninguna emoción.

Saludos

marichuy dijo...

Champy

Usted vuelva cuando quiera, ya sabe que será bien recibido

Sólo espero que sus amigas, no resulten unas damas demasiado virulentas, que se vayan a sentir ofendidas por mi post… no tienes idea de lo que son capaces, jeje.

Besos

*ஐʚïɞ Coconita ʚïɞஐ* dijo...

Yo: sexosa,cgelona,amorosa,tierna y mientras me la metan soy fe re te bien feliz...asi que como diria mi vecina


a coger y a mamar que la influenza nos va a matar....

me encanto

besitos nena!

jess dijo...

Bueno, pues a mí la verdad sí me gusta ir a los shows de stripers.

A mí me gusta mucho ver la manera en que bailan y se despojan de sus ropas al unísono de la música.

Que sí, uno pierde el interés cuando ya no es un baile erótico y sensual, sino un intercambio de saliva y sudor de varias féminas con el mismo varón, y buaj! ahí sí, ni te me acerques, shu shu.

Siempre he creído que hay una línea muy frágil que divide lo sensual de lo vulgar.

Yo aún tengo en la mejor representación de un show "sólo para mujeres", donde el chico (increiblemente guapo y con muy buen cuerpo, nada de músculos excesivos, sino así un cuerpo de complexión mediana, bien trabajado, todo en su lugar.... y cuando digo todo es todo, ja!, muy estético él), comienza totalmente desnudo y termina vestido de traje.

Y no, no es cuestión de que el alcohol te vuelva más enérgica o libere a tu mujer fatal interna, porque hasta para eso hay que saber degustar una buena sheve o un buen whisky, sorbo a sorbo... así es un buen show de stripers, poco a poco, te quedas con las sensaciones placenteras que provoca un todo, no nada más una parte de la anatomía masculina.

Bueno yo digo, será que jaja a mí sí me gustan mucho los cuerpos de los hombres jajaja, pero insisto, de manera sensual, no vulgar.

Abrazos varios mi estimadísima Marichuy!! :)

marichuy dijo...

Coconita

Hola paisana.

Sólo tú mi reina... sólo tú eres capáz de asumirte así, sin poses de nmingún tipo; por eso me caes bien

Besos

marichuy dijo...

Jess

Es posible que me hayan llevado al peor show de la Ciudad de México (cerca de Liverpool de Insurgentes); también, que haya tenido la mala suerte de ver a los peores stripers (en todos los sentidos), porque ni bailaban muy sensuales ni mucho menos eran así de guapos como ese que dices tú; nada más lejano. Sus movimientos eran afectados, demasiado falseados y muy lejos de la cachondez (que la conozco bien, no crea usted que no) que motiva.

Abrazos para ti Jess

Mafalda dijo...

...

La primera vez que fui, iba asustada, con taquicardia. Grité y aplaudí como loca. Me divertí al mirar desinhibición y desmadre.

La segunda ocasión, ya no le encontré chiste gritar, mejor me dediqué a observar los cuerpos semi-desnudos, me puse a imaginar.

Estábamos los ocho tipos y yo, sin más gente alrededor.
Sabes mi Marichuy, me la pase ¡chido! Todos conmigo, ¿cómo la ves? jejeje. Mis amigas a lo mejor pensaron que estaba loca, me miraban con una sonrisa estúpida en la cara, pero yo estaba en mi propia fiesta.

Las mujeres no somos tan visuales como los hombres, nos cuesta. Pero eso del ¡puafff! y la vomitada se me hace un mucho exagerado.

En eso tenemos que cambiar, los hombres cuando se van a divertir y a imaginar, lo hacen. ¿Cuál es el problema con nosotras? La inhibición.

Convertirnos en una mujer primigenia, que disfruta de su propio erotismo echando mano de la imaginación, es una manera de ejercitar y después dominar nuestra sexualidad.

No estoy diciendo que tenemos que ser iguales a ellos, nop, nop, lo que digo es que no es malo aprender un poquito de ellos, de ese aspecto nebuloso que sólo ellos saben y que por lo menos a mi, me atrae mucho.

Saludetes mija.

Mafalda

Mafalda dijo...

...

Auch, por cierto estoy comiendo en el lugarcillo ese que te conté y esta un argentinillo delicioso, Mmm, jejeje, soy uan cochina ¡carajo! jajajá...

Mafalda

jota pe dijo...

-- querida marichuy, Santa Teresa se orgasmeaba escribiendole poemas a dios nuestro senior, Gilles de Rais gozaba descuartizando ninios, el mismo Bataille era asiduo cliente de prostibulos. Mi mas pulido suenio erotico era una gitana de la que solo recuerdo sus ojos, el deseo es inasible, y mientras mas lo busquemos sin obtenerlo mas lo gozamos; es inabarcable porque ese es su secreto, perderse en los pasillos de nuestro inexplicable gozo, besitos!

marichuy dijo...

Mi Mafis

Pues yo sólo he ido esa vez de la despedida de soltera y la verdad es que no me sentí nada bien; quizá porque asistí algo forzada (me vería mal si no iba a la despedida de soltera de mi prima). Y luego para colmo, como le comentaba a Jess, los tipos estaban más bien X.

Pero es cierto, somos menos visuales que los hombres; digo si admiramos la belleza, por supuesto que sí y nos gusta recrearnos en ella, pero siento que tenemos menos fijaciones que ellos.

Se me antojó más… conocer a tu argentino.

Un abrazo

marichuy dijo...

Jota-Pechocho

Santa Teresa escribía poemas a Dios y si pensando en ese amor divino se orgasmeaba, eso la hacía aún más Santa. Francamente le encuentro más gracia (y algo de perversión, hay que decirlo) a orgasmearse escribiendo un poema a Dios, que viendo a unos tipos medio plásticos bailoteando afectadamente.

Georges Bataille escribió obras maestras sobre el binomio eros-tanatos y eso (más las enseñanzas que estos encierran), lo eximen de cualquier crítica.

Pero estoy de acuerdo, los caminos del deseo son inasibles y cada quien (como decía Lu) resuelve su sexualidad como mejor puede. La cosa es que a mí, la experiencia Chippendale no me gustó; quizá tuve mala suerte al presenciar un espectáculo mediocre y actuado por strippers que no me movieron ni media hormona.

Besitos Teresianos

Jolie dijo...

jajaja a propósito me acordé de ellas a una sola voz comenzando a gritar: "bo -li- ta-! bo -li- ta- ! bo- li- ta- !" ... de súbito los 3 bailarines cayendo encima cual tackles de fútbol americano. Yo muerta de nervios al final terminé mas asqueada de lo que pude imaginar llendo a esos sitios en sueños.

Sinceramente ese fue mi debut y despedida de los chipendale y sus fiestas de solteras. algunos pueden lucir como el verdadero David pero en vez de tener masa encefálica solo la tienen en el cuerpo.

Y miguel Angel estaria enojado conmigo por que el David es un desnudo heróico no erótico

marichuy dijo...

Kyuuketsuki

Quizá pasamos por amargositos, pero pienso igual: las despedidas de solteros no me son nada gratas.

Vivimos en una época medio plástica ¿no?

Saludos

marichuy dijo...

Jolie

Ups, creo que te fue peor a ti.

Pues cuando fui, ninguno de los strippers lucía como El David; bueno... nadie puede lucir como él. El David es la perfección en su máxima expresión, capaz de levantar más libidos que varios strippers contoneándose.

Ana dijo...

Hola Marichuy! no sé... como que me uno a tu club de la vela perpetua... y no para hacerte compañia - ya que te dejaron sola- sino que me uno al comentario de algunos... es mejor un roce, una mirada... un privado... más sutil... solo de dos...
cuando empezamos a orar?

besos y abrazos

Canalla dijo...

narichuy: No te creas, le anduve dando vueltas una parte día del día a tu post, por tratar un tema que exige esfuerzo contextualizar. En todo caso, ya lo dijo un Ego, no el mío sino otro que te comenta, mejor. Parece que esto del erotismo y el disfrute erótico está atado con nudo indefectible a la capacidad sensora de cada quien, a sus limitaciones y límite de percepción desde diversas experiencias culturas. Hartos, pues.

marichuy dijo...

Ana

Jajá, ya me expulsaron a mí también de tan "selecto" Club (y mejor no te digo las razones, porque igual me retiras el habla).

Un beso

marichuy dijo...

Canalla

Esta experiencia -la única que he tenido- en un Chippendale fue poco agradable y para serte honesta, le vi poco de erotismo a ese espectáculo, más cercano, como ya dijo alguien aquí, al soft-porno y medio chafa.

Muchos besos

marichuy dijo...

Aclaración pertinente

No formo parte del "Club del la Vela Pepetua", como andan diciendo por ahí. No me calumnien.

Salud

Champy dijo...

A ver a ver. Ordenemos mis ideas.

Esta es una entrada exclusiva para mujeres?

Si? Ps me vale madres.

No?

A que bueno.

Respecto a tu actitud, que te digo, lo que quieres o lo que no quieres oír?

Si ya decidiste entrar pues entrale, y me refiero solo a ambientarte, un par de copas te van a ayudar solo intolerar menos, creeme, no te harán cometer tonterias que tu no quieras.

Entre las mujeres como entre los hombres hay proyecciones definidas y definitorias que sozlayan nuestra condición humana, no son buenas ni malas, ahí están, son.... Seguramente tu vecina sexagenaria ya medio grandecita conoció el deschavete neuronal instantaneo que provoca un orgasmo, y ahora no quiere perder el tiempo, y sabes que? En terminos reales yo admiro a esos seres que van directo y en busca de sus conductores, voltear a lado es perder el tiempo para ellos.

Ahora dejame que te cuente limeña, hay lugares mucho más oscuros que esos, más diversos, más rojos, más de todo.... Allá por tu ranchote, a espaldas de Garibladi hay un lugar muy famoso en todo el mundo con nombre de número compuesto por 2 dígitos, y es famoso porque la clientela, también muy diversa por cierto, ya entrada en copas, le sigue la corriente de lo lindo a un animador que anima a la concurrencia a unir sus cuerpos ahí mismo, en vivo y a todo color, lo divertido a mi parecer es la mezcla de razas y colores y clases y...ahí los azules mochos y persignados ni se acuerdan de lo que es un pecado ( que al cabo el domingo van a misa) y se despojan de todo, y todo significa todo.

Hay otros lugares bien oscurotes, donde no hay animador que anime, solo un ambiente archimegacargado de (feromonas dicen) y cero luz, cero significa cero...osea no ves ni madres! Y por lo regular son pasilos, laberintos, espacios bien definidos donde lo único que a veces hay son camas o algo que se le asemeja, y los seres ahí sacian su líbido con lo que se les atraviese, el único requisito es que tenga con que ó por donde, y si se tiene las 2 cosas mejor aún, te lo digo por experiencia!

Ahora bien, antropológicamente, quien acude a estos sitios?

Un sinúmero de personalidades que podrían resumirse en 3:

Los necesitados, seres automarginados en sus condiciones que padecen inseguridades tales que ellos solos y por si solos no pueden ni saben ni quieren manejar.

Los perversos, seres cuyo único fin y motor de vida es darle rienda suelta a su experiencia y enriquecer su diario.

Y por último, y en terminos reales, los únicos que preocuparían son Los suicidas, estos son los que vienen a dar al traste y acabar con todo, con la libertad y con la vida. Seres decididos a acabar como quiera que sea con la propia y la ajena, por lo generalñ son seres que algo les salió mal y buscan la muerte como destino inmediato, sin importarles a quioen se llevan en medio.

Este tipo de chavos y chavas que tu viste bailando, viven por lo general su etapa inicial del segundo y tercer grupo, generalmente (por hque hay quien se logra salvar), y el degenere ó perversión va en aumento.

Yo tengo 2 extraordinarias bellisimas y respetadas amigas que por azares de la vida decidieron empezar a bailar, su belleza las llevo obviamente a los sitios más exclusivos de México y el extranjero, en un mundo tan viciado y ...así, ellas ahora reconocen haber probado de todo y ser Lesbianas satisfechas, y no lo cambian por nada...ahora son lesbianas, dentro de un par de años no se que te vaya a a contar sobre ellas...y yo las adoro.

En el orden en que el humano vence y supera sus limitaciones sin daños a terceros, su carita irradia eso que muchos llamamos paz y vivimos luchando alcanzar.

2046

Abraxas dijo...

Nomás no vayas a salir igual que la otra con que lo sexy es Snape con sus batones negros...

Potter dijo...

Marichuy:

Como siempre aplaudo tu descollante estilo, tu fascinante fineza y tu enriquecedora forma de escribir.
Me gustan estos temas, de estètica, sensualidad derrochada en cada movimiento del show, y sobre todo el singular tono del relato.

Oye!!!! que bello quedò tu nueva imagen woww que lindo, estoy medio celoso! Jeje de verdad quedó muy lindo, lo cual es consecuente con el tino estilizado que te caracteriza! un besito de pollo!

ahhh y lo olvidaba, las mayores siempre serán las más entusiastas! ja! ¿por qué?

tnf25 dijo...

en lo personal creo mas en ese erotismo que se despierta en cuanto queda al descubierto una pequeña línea entre camisa y pantalón….puffff!

tnf25 dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Kix dijo...

Jajajja!!! Sí, caray es toda una experiencia... aunque suele tornarse aburrido después de un rato de estar ahí.

Mara Jiménez dijo...

Marichuy! eres mi ancla al mundo! Gracias por hcerme sentir que todavía pertenezco al género! A mi me parece que estos espectáculos deberían dee star prohibidos en nombre del buen gusto y la autoestima de las mujeres... y de los hombres! infinidad d eveces he sido kirada como un bicho MUY extraño por rechazar invitaciones para asistir a tan decadentes espectáculos. Una sola vez asistí a uno, con 17 años amparados en mi estatura y un maquillaje excesivo, y aún con esa edad, mi "yo Bertold Brecht" se instaló para admirar el verdadero show... esas pobres mujeres tratando de sentirse satisfachas con tan poco; esas manifestaciones abiertas de sexualidad truncada y a medias, nunca resultas y sin posibilidades de resolverse algún día. Y el colofón, ese comentraio de tener que alcoholizarse para poder vibrar en la misma frecuencia decadente, y perder la inhibiciones que se supone que la adultez alejando de a poco, me deprime... Y como ya me encabroné, me voy de rosca: En esta sociedad hace falta coger más y persignarse menos!!! Por Dios!!! Madres del mundo: DEN LIBERTAD A SUS HIJAS PARA TENER VEINTE AMANTES Y NO LLEGAR A ESTE ESTADO DE VEJADA VEJEZ!!!! Voy por un tecito de tila... he dicho.
Un beso, Marichuy!

chilangoleon dijo...

creo=que=abraxas=posteo=algo=sobre=el=
erotismo=plastico=..mm..=mas=sobre=el=
plastico=que=sobre=el=erotismo=pero=ay=
se=va=jeje

Ivanius dijo...

Ni hablar, hay quien se encuentra y quien no se halla, en ese o en otros festejos (o como se llamen). Saludos.

marichuy dijo...

Champy

Querido, en la noche, desde mi casa, te contento apropiadamente. Tu comentario tiene demasiadas aristas; sólo me atrevería a decirte que es una cuestión, la mía, de desconexión: en las cuatro horas que estuve ahí, nunca logré conectarme. Nada

Y sobre los sitios oscuros, dices bien: yo no conozco de eso; pero algo he leído por ahí. Xavier Velasco tiene un librito “Luna llena en las rocas”, que es un compendio de relatos sobre sus aventuras nocturnas por los sitios más ignotos y negros de la Ciudad de México (la mayoría en la zona centro); recuerdo especialmente su aventura en sitio ubicado frente a la Alameda, en donde se desarrollaban actos muy similares a esos que mencionas.

Besos

marichuy dijo...

Jajá, Abraxas

Me estoy desternillando de risa. Lo Sexy no es exluyente de la fealdad o la poca gracia física, pero hay niveles, querido... hay niveles y Snape no entra.

marichuy dijo...

Potter

Qué grata sorpresa.

Fíjate que, infortunadamente para estos ojos y sentires míos, fueron la sensualidad y el erotismo… los grandes ausentes en esa noche de Chippendale

Y sobre tú última pregunta, creo que a esa edad, normalmente ya no tienes nada que demostrar; ya estás libre de las inhibiciones y temores de antaño.

Besos

marichuy dijo...

Toño

Sí, esa línea suele se muy sensual e invitante: sobre todo cuando asoma un poquito de vello... uff

marichuy dijo...

Kix

Fíjate que propiamente no me aburrí, simplemente nunca logré conectarme con el espectáculo

Saludos

marichuy dijo...

Mara

GRACIAS!¡ Ya me esta sintiendo muuuy sola y un poquito vapuleada, jajá

Tu frase... entra derechito a mi altar personal.

No obstante, por respeto a la libertad de expresión y a la diversidad (de gustos, aromas, elección sexual, etc.) no debemos pugnar por la desaparición de dichos espectáculos… Que sean como las llamadas a misa y las mentadas de madre: el que quiera que vaya y el que no… pues no.

Un beso

Besos

marichuy dijo...

Chilly

No creo eh? Me pare que el post de Abraxas, entraría en el género Soft-porno

marichuy dijo...

Ivanius

Y como dirían en mi pueblo... yo no me hallé.

Saludos

Pau Llanes dijo...

Admirada Marichuy… escribes sobre cuerpos de alquiler y yo te quiero escribir sobre cuerpos en propiedad y a propósito de nuestros cuerpos…

Querida Marichuy… tú sabes que nuestro cuerpo es nuestro lugar existencial desde donde no sólo contemplamos la vida y el mundo (que luego serán paisajes en el recuerdo) sino sobre todo experimentamos nuestra subjetividad transfigurada (objetivada a través suyo y en sus sensaciones). Nuestros cuerpos son el “meeting point” con la vida y con el/la “otro/a” quien esperamos; el “habitat” que compartiremos mientras dura el encantamiento de una relación de pareja… y que permanecerá fiel tras la despedida y el silencio (cuando creemos estar vacíos por la ausencia). También sentir nuestro cuerpo es la evidencia de nuestra soledad, me faltó decir… Sólo existe un objeto que nos es conocido directamente, sin mediación: el propio cuerpo —creo que te escribí sobre ello en uno de mis textos…

Desear nuestros cuerpos, nuestras imágenes que lo figuran, sus detalles que lo representan, es una evidencia de nuestra voluntad de encontrarnos, de habitarnos de algún modo… Nuestra voluntad no tiene por qué tener límites a priori; es absolutamente libre, anhelar sin término ni fin, un perpetuo querer o desear, como quieras. Cada satisfacción es el punto de partida para un nuevo querer aunque sabemos que cada insatisfacción provoca un gran dolor. Y aun con todo repetimos, nos arriesgamos, con mayor o menor arrojo…

Y qué decirte sobre el erotismo…Creo absolutamente en el valor revitalizador del erotismo y la sexualidad, que deberían permanecer al margen de toda ley o consideración general conservadora, tradicional. Un erotismo sin complejos, una libertad sexual sin trampas convencionales como la de tener que establecer vínculos familiares permanentes, o sus esperanzas, contratos civiles o religiosos, trueques más o menos simétricos… Un erotismo sin lucro que no sea sino el propio placer… ¿Para qué más?

¿Y el amor?... Ummm… no es algo distinto, sino otra dimensión de lo que te contaba más arriba… Estamos hablando de cuerpos, de erotismo, ¿no? Recuerda a San Agustín… “Ama y haz lo que quieras”… Así que amar es pura libertad… ¿O no?

Besos isleños...

Pau

Kyuuketsuki dijo...

Y yo me quedé con ganas de mi respuesta, snif

Dilbertina dijo...

Marichuy ¿Quien anda diciendo que eres de la Vela Perpetua? Pero estoy segura que no es nada malo, no hagas caso de las bocas mal intencionadas.


Hoy tenemos Chependale ¿A las diez de la noche te parece?

Saludos

Dilbertina

marichuy dijo...

"[...]escribes sobre cuerpos de alquiler y yo te quiero escribir sobre cuerpos en propiedad y a propósito de nuestros cuerpos…"

Querido Pau

Ahí está todo dicho... tú escribes algo que me ha parecido delicioso; pero que también, tú mismo lo dices, está en un plano distinto, a kilómetros de lo que me tocó presenciar ese lugar.

Acá sólo se trata de un desfogue de la libido, de reacciones instintivas y hasta catárticas, despertadas por la contemplación de cuerpos masculinos semidesnudos –de alquiler- contoneándose ex profeso para provocar tal efecto en las féminas. Nada que ver con esta dilucidación casi filosófica y poética que haces tú. Es más, ni siquiera algo cercano al erotismo ni la sensualidad.

Besos chilangos

marichuy dijo...

Kyuuketsuki

Mi estimado Arquitecto

Cómo cree usted que yo no le iba a contestar; cuándo se ha visto eso?

Saludos y buen fin de semana

marichuy dijo...

Querida Dilbertina

Por aquí hay un comentario de Ana, que dice:

"[...] como que me uno a tu club de la vela perpetua... y no para hacerte compañía -ya que te dejaron sola-
[...]
cuando empezamos a orar?"

Mayor exhibición quieres? Jajá

Casi me sentí como cuando los panistas, o los Testigos de Jehová, van a mi casa a quererme "regresar al buen camino" (tienen el mismo modus operandi).

Saludos en rebeldía

saqysay dijo...

Mientras te leía, me recordé una vez, cuando en un lugar "x" fuimos a bailar. A cierta hora un
Hombre se subió al escenario y comenzó a bailar. Todas las mujeres vueltas locas, menos yo... No le encontré sentido a eso...

Decidí, ver unos videos musicales que estaban dando en una pantalla. Lo más probable, que hayan dicho que fomes es esa mujer... No soy dada a ese tipo de espectáculos...

Besitos, Marichuy!!

Abraxas dijo...

Nada de erotismo de plástico en mi blog... ¡Todos son rete malpensadotes!

marichuy dijo...

Saqysay

Pero el sitio (o entendí mal), no era propiamente un Chippendale y el acto realizado por ese hombre sólo fue un "espontáneo" ¿o era un show?

"Lo más probable, que hayan dicho que fomes es esa mujer..."

Esto -"fomes"- significa... ¿chocante, espantada?

Un beso

marichuy dijo...

Abraxas

Ay tú, pues a mi me pareció un juguetito de esos que venden en las sex-shop (según lo que me han platicado... porque yo nunca he comprado esas cosas, jajá)

GAB dijo...

El placer visual femenino es (creo) mucho mas complejo en la mujer que en el hombre, no por falta de sensibilidad, sino que la degustacion de los sentidos en el hombre recorre muy rapidamente los niveles de erotismo, mientras que en la mujer va despertando a diferentes niveles (me los imagino en forma circular)lentamente hasta llegar a ese centro intermitente donde la mujer se conecta y vibra, por eso la elaboracion (podria) ser mucho mas compleja que el solo baile y el cuerpo.

Abrazo y que tengas excelente fin de semana

marichuy dijo...

Gab

Me gustó tu forma de entenderlo; creo que se acerca mucho a lo que yo -desde mi absoluta ignorancia científica- he pensado: las mujeres somos mucho más complejas para estos menesteres.

Un abrazo y buen fin de semana para ti

Stanley Kowalski dijo...

Aquí hay lugares donde no solo el derrière se ventila, queda todo al aire!
Y si infartaban a esa señora tan entusiasta? Me encantó el relato, como siempre.

BESOTES HERMOSA Y BUEN FINDE!

e. r. dijo...

Hola, marichuy!
quizá sea el bailarín, o el ambiente, si eso del erotismo consiste en la fisura que crea el ocultar y mostrar, en este caso vos fuiste como demasiado perceptiva al conjunto (música, baile, público) y las fisuras se te abrieron demasiado, hasta la obsenidad.
en la obsenidad hay un erotismo que exige una mirada particular, batailleana, que puede de la misma forma llevar al éxtasis.
no se me quita de la cabeza, igual, con tus descripciones, que tu sensibilidad está muy predispuesta contemplar y extasiarse, mi erotómana escritora.
saludos

Vitrolero dijo...

volví... erotismo buen post para recibirme.. después de estos dias de desierto..
espero que estén bien¡

Alma Rosa dijo...

Hola Hola, soy nueva por acá y me da gusto... honestamente el morbo me jaló y que bueno... algo anda necesitando mi alma que en busca de morbo anda.... solo espero llegar a los 60 y no tener que ir a esos espectalos a encontrarlos, porque, de que son interesantes y divertidos, la verdad si lo son y más de ver la cara de las amigas y la que se "destapa" y no solo de mente si no de todo a todo dejando que salga lo mejor y lo peor ( más si estaba ebria y al dia siguiente le cuentan lo que hizo jojojo).. al final de cuentas un momento de catarsis... un bálsamo... un paliativo que les diga que siguen vivas y que pueden cometer locuras en el intento por seguir... aunque cuando lleguen a su casa la realidad les grite de frente, o te aclimátas o te aclifriegas... jaja... me gustó llegar aquí... que bueno... un abrazo.

marichuy dijo...

Querido Stanley

Aquí también los hay, según me han dicho, pero ese al que me llevaron no era tan hard.

En cuanto al infarto de la señora, alguna ventaja habríamos de tener las mujeres: nuestra menor incidencia de ataques del corazón, sobre todo a esa edad.

Besos para vos y gracias por pasar

marichuy dijo...

Ever

Tú crees, yo erotómana? Temo que me sobreestimas, mi estimado Ever.

En cuanto a las fisuras, pues sí hay una delgada línea entre lo erótico y el otro nivel que no sabría definir con exactitud y que para mí corresponde al espectáculo presentado. Probablemente me haya sucedido eso que dices: me concentré en todo el conjunto y para conectarme, quizá tendría que haber hecho lo que comenta Mafis: enfocarme únicamente en los bailarines.

Saludos

marichuy dijo...

Vitrolero

Me da gusto saber que ya estés de vuelta del desierto.

Saludos

marichuy dijo...

Alma Rosa
Bienvenida a este sito

El espectáculo del Chippendale, como catártico sí que lo es. Decía yo comentarios más arriba, que el desfogue de esas mujeres se parece mucho al que se observa en la lucha libre.

Y es cuestión de gustos, sensibilidades, estados de ánimo, etc. y pues yo no estuve en mi mejor nivel en ninguno de esos aspectos.

Saludos y muchas gracias por tu visita

Cache dijo...

Cualquier felicidad no proveniente del alcohol, es ficticia! :-P

Sos tan fina para narrar algo tan de mal gusto como lo es ver a goeyes encuerarse y, peor aún, señoras de edad avanzada orgasmearse al verlos; que tal narración se ve plagada de tan buen gusto.

Un beso acompañado de billete de cincuenta atorado en resorte de tanga de macho que se gana la vida enseñando nalga, bícep y trícep.

marichuy dijo...

Cache

Para nada fineza, únicamente un mero desahogo/recuento. Ni hablar, es cuestión de gustos, en los que no podemos imponer estándares uniformes y además, como me dijo alguien aquí, cada quien resuelve su sexualidad de la manera que le place.

Ja, no acepto ese billete de cincuenta (a menos que sean euros, jeje).

Besito

Stanley Kowalski dijo...

Gracias querida Marichuy por tus cálidas palabras. Me alegro que te gustara la fotografía.

BESOTES HERMOSA!

Arian dijo...

Bueno... en verdad que poco he ido a semejantes espectáculos y no por pertenecer a la vela perpetua sino más bien porque esas cuestiones no se me dan mucho, prefiero un buen hombre (igual y no tan acuerpado) pero que me haga bailar a su ritmo y dejarme ahí, en la cama con una sonrisa que no me costó más que un par de coquetas miradas...
Desconozco, insisto el porqué del milagro, pero resulta que puedo leerlas y dejar que me lean... dejo un abrazo desde lejos, en silencio aunque no ausente. Te espero en mi casa nueva, hecha por un buen amigo...
Dejo un abrazo! en espera de reconocimiento de letras...mixtli

marichuy dijo...

Mixtli/Arian

Claro que un hombre no tan "acuerpado", pero que te guste y por ende, sea capaz de "moverte" todo, siempre será preferible a un varón de perfectas formas... pero sin más gracias que esa.

Oye, intenté ir a tu casa pero me sale un mensaje diciendo que es "un blog sólo para invitados"

Un abrazo

malbicho dijo...

hola

pos yo en el lugar de la viejita harìa lo mismo -je-, a esa edad ya se està màs allà del bien y del mal y una cana echada al aire es buena, lo de menos es si el chamaco estaba verdaderamente potable o no -je, je-

(nomàs te pasè a saludar y a agradecer tus visitas, te mando un abrazote grande, grande)

Gustavo Puntila dijo...

Noche de tragos y de solo mujeres con chicos que caldean los ánimos... Es un show tan ecléctico que muchas veces me ha divertido.

Un abrazo!

marichuy dijo...

Malbi

Jajá, es una forma, muy respetable, de verlo.

¿Ya tienes Internet?

Saludos y abrazos para ti y muchas gracias por pasar.

marichuy dijo...

Querido Gustavo

Yo y mis contradicciones, pero en verdad que nunca logré "hallarme" en ese espectáculo.

Un abrazo

saqysay dijo...

Marichuy!!

No era un sitio en dómde se den ese tipo de shows. Fue un regalo de despedida de soltera, para una chica que se iba a casar...

Fuè improvisado!
Chocante...

marichuy dijo...

Ssaqysay

Ups, pues que incómodo no? Digo, si una va a un Chippendale, no le queda de otra más que aguantarse, pero así resulta más chocante, como tú dices.

Cuentos Bajo Pedido ¿Y tu nieve de qué la quieres? dijo...

Sin duda alguna en gustos se rompen géneros.
Si se trata de ir a la despedida pues hay que divertirse con lo que a cada quien le gusta. Si la festejada se super prende con los chamacos pues que bien...
Pero si a uno lo que le gusta es la chorcha...pues a disfrutar con la chorcha.
Lo que si es que las mujeres mayores tienen otra visión de la vida, pues no gozaban de tantas libertades como nosotras ahora.
Yo fui con mi abuela y unas amigas. Quedé con el ojo cuadrado, pues la verdad no había visto algo semejante.
Al terminar el show mi abuela dijo: que aburrido ni se les vió nada....he ido a mejores jajajaja

me sentí mas ñona que nunca jajaja

Amo a mi abuela!!!!

Fernando dijo...

Para mi no hay nada más erótico que un escote en pico y una falda midi. Pero uno es demasiado fetichista, y a lo peor no cuenta.
Un abrazo (de esos no, claro).

marichuy dijo...

Fernando

La foto me gustó y además, coincido en tu apreciación del toque erótico.

Un abrazo