escribir

Escribir: tratar de retener algo meticulosamente, de conseguir que algo sobreviva; arrancar unas migajas precisas al vacío que se excava continuamente, dejar en alguna parte un surco, un rastro, una marca o algunos signos.[Georges Perec]

marzo 23, 2008

Será un placer culposo?










Debería sentirme culpable?

Me pegunto debería sentirme culpable por ciertos gustos o disgustos fílmicos. No lo sé. Quizá, más que culpable, debería sentirme un tanto aliviada de poder decirlo aquí y de paso afirmar que el disfrute de estos filmes me sirve, entre otras cosas, para dar rienda suelta a algunos de mis instintos socialmente inconvenientes.


Dobermann (1997)- Todo en ella apunta a la descalificación: es hiperviolenta, escatológica, políticamente incorrecta, atrevida, irreverente. Tiene un guión casi basura en el que se que muestra como unos criminales asaltabancos (liderados por un Vincent Cassel más perverso y desorbitado que nunca) sucios y pervertidos, van por la ciudad desafiando a las leyes y poniendo en ridículo a la policía francesa. El duelo no radica en demostrar quien es peor entre el delincuente y el policía (Tchéky Karyo, mala leche a más no poder); sino en demostrar quien es más listo para dejar en el camino al otro. Y claro, entre asalto y asalto, entre persecución y persecución hay sexo (Monica Bellucci es la pareja de Vincent), travestismo y un sinfín de locuras más; todo sazonado con una poderosa banda sonora. Adoro esta película.


Swordfish (2001)- (Acceso autorizado) Argumentalmente es peor que Dobermann, pues se debate entre el proto-fascismo y la vindicación del terrorismo... siempre y cuando sea practicado por los gringos... para defender el “estilo de vida estadounidense; y para colmo, es moralina. La tesis esgrimida por el personaje estrella, John Travolta (Gabriel Shear) es: “por cada iglesia que un terrorista bombardee, nosotros bombardeamos diez; por cada turista estadounidense atacado, nosotros desaparecemos una ciudad entera. Haremos del terrorismo algo tan terrible, que los terroristas sentirán pavor de actuar y ningún gobierno enemigo querrá apoyarlos”. Me imagino que algo similar han de haber "razonado" Bush, Tony Blair y el Aznar cuando decidieron la invasión a Irak (bueno, decidió Bush, los otros dos solo fueron sus palafreneros, en especial el patético Aznar vangloriándose de "la entrada de España a las grandes ligas"). Aquí si no tengo redención, no hay nada que justifique mi gusto por semejante cosa... pero me gusta, en especial el Hugh Jackman como el súper haker Stanley Jobson que logra desfalcar a la banca mundial para que Gabrielito siga "protegiendo el estilo de vida estadounidense". Gustar de semejante cosa si que es un pecado... pero el australiano Jackman se ve guapetón con su aretito y los mohines de su boquita.

Les Rivières pourpres, (2000)- Seguramente los críticos especializados, lo primerito que se preguntaron -antes de hacer pomada este film- fue ¿que le pasó a Mathieu Kassovitz para que después de escribir y dirigir La Haine, (1995)-, viniera a salir con este thriller? Pues quien sabe que le pasó al novio d'Amélie Poulain-, lo cierto es que a mi este churrito francés, cuyo argumento de tan increíble, resulta irrisorio (eso si, muy bien filmado) me entretiene con ganas. En especial ver como mi guilty pleasure mayor (Vincent Cassel), después de darse de moquetes con unos neonazis, apenas se limpia la sangre y muy tranquilamente va a tomarse, de un solo trago, un vasito de bordeaux.



Y los placeres culposos tienen sus antípodas; muchos en realidad, pero ahorita me vienen a la mente solo estas dos películas veneradas por media humanidad, alabadas por la crítica especializada (sobre todo la primera) y multipremiadas, pero que yo nomás no aguanto... aunque para algo me sirven.

Forrest Gump (1994) Mi bomba de nembutal favorita. Cualquier noche de insomnio si corro con suerte y la programan en algún canal de cable, ya estuvo: bastan unos minutos de este multi-oscareado filme -calificado casi como obra maestra por la crítica especializada-, para que yo, cual efecto de un par de valiums (y sin los daños colaterales de éstos) vaya a dar derechito a los brazos de Morfeo. Mientras discurre esta eterna película yo dormito, duermo y a veces medio despierto, solo para constatar que el buen Forrest Gump (Tom Hanks, otro valium poderosísimo para mi) continúa corriendo y sin cambiar ni un ápice esa expresión de medio pasmado. Uf, a dormir se ha dicho.

Titanic (1997)- Y hablando de multi-oscareadas; pareciera que por cada cierta cantidad de millones de dólares metidos en taquilla, le dieron un oscarito; o sea, un montón que se ganó. Si en mis noches de insomnio no programan Forrest Gump, queda la esperanza de que pongan ésta y el efecto será más o menos similar; solo que aquí, cuando despierto de mi sueños intermitentes, el barco no acaba de inundarse o, si es más tarde (como la de Hanks, esta también es eterna), Leonardito Di Caprio no termina de ahogarse, esa última secuencia del film se hace tan eterna, que de pronto uno siente ganas de empujarle la cabecita para que de una vez se vaya al fondo del mar y este largo(larguísimo)metraje por fin se termine.




26 comentarios:

Champy dijo...

Ay COMADRE, Si te sientes culpable pus nomás te arrepientes a la mera hora y ya! Dicen que se vale! Pero tus gustos no los cambies.

Dobermann está en mi segunda repisa, la segunda tengo recuerdos vagos, pero entre ellos que me agrado, y de Los rios ya hemos hablado mucho, a mi me vale que a los especializados les paresca ridícula, a mi me encanta.

En este grupo yo añadiría pero por supuesto la supercomentada y maldita IRREVERSIBLE; más un titulito que en su tiempo dió mucho de que hablar, le fué bastante bien por todos lados en materia de crítica y de taquilla, pero que curiosamente cayó en el olvido, mi favorito de los españoles, de Agustin Diaz Yañez, Nadie hablará de nosotras cuando nos hayamos muerto.

A tu segundo grupo, espléndido por cierto en cuanto a acertividad, yo añado la super cursí ET, y el bodrio de bodrios, para los sacros y correctos gringos clásico instantaneo, La lista de Schindler.... ya ni me acuerdo como se escribe.

Besos culposos.

MARICHUY dijo...

Champy

Ya quedamos que "Irreversible" me es difícil; y la española que mencionas, pues un día la vi en el canal 22, se me hizo X, ni mala ni buena; así que no califica para esta categoría.

Hablando de pecados por omisión, “La lista…” del Spielberg jamás la he visto completa. Sucede que salvo contadas excepciones (las más recientes incursiones germanas en la materia, “El Pianista” de Polansky et «Au revoir les enfants» de Louis Malle), no disfruto mucho de los filmes sobre el holocausto; para mi gusto generalmente son tendenciosos, moralinos y melodramáticos (y en eso Spielberg es el maestro). De ET ya ni me acuerdo.

Besos venenositos

Champy dijo...

Pues a mi me alivia (como tu dices) pregonar que IRREVERSIBLE me encanta, y que NADIE HABLARA DE NOSOTRAS CUANDO HAYAMOS MUERTO es un peliculón.

Asi que lejo de sentirme culpable me siento harto orgulloso de poder apreciarlos!

Y la de veces que me han madreado por mentar madres a la Lista, a Forest Gum y sobre todo a Titanic!!!

Me vale.

Besos valemadristas.

Sabina dijo...

Um.
Doberman no la he visto.

Swordfish no la he visto. (y no creo verla, no más no se me antoja)

Los ríos de color púrpura, me parece muy buena, no entiendo por qué te parece tan mala. (además ahi fue donde enloquecí con Vincent Cassel)

ODIO Titanic, me cae que preferiría comprar la versiòn porno antes que esa porquerìa.
Y Forrest Gump me gustò cuando la vi... sólo que tenía 11 años en aquel entonces y pos hoy en día como que no.

De mis guilty pleasures tengo una que se llama "Happy Accidents" la neta me encanta, la puedo ver una y otra y otra vez.

AL rato que me acuerde de otras, regreso.

Besos tú (ummm, se vale escribir que te extrañé?, creo que etse blog es adictivo =) )

MARICHUY dijo...

Champy

Ya me imagino tus discusiones fílmicas. Con que un día no te enfrentes a un fundamentalista cinematográfico... que quiera llevar la madriza más allá del plano verbal, todo estará bien.

MARICHUY dijo...

Sabina, nunca me imaginé que tuviéramos tantas coincidencias.

“Dobermann” es un caso extraño, a mi me parece un ejercicio fílmico muy atractivo y en 1997, quizá hasta resultaba novedoso; pero si la analizo fríamente lo malo es el argumento, que puede ser hasta bizarro. Pero igual me encanta. Aquí Vincent está excelso en su perversidad y locura.

“Acceso autorizado” la he visto en la TV… y dos veces (porque la primera la empecé a ver desde la mitad). No sé ni pq me gusta; casi podría ser hasta vomitivo por su tesis proto-fascista y terrorista; supongo que mi gusto se debe al actor australiano que, ahí, me parece sumamente sexi.

“Los ríos de color púrpura” digo que es churrito pq la historia está bastante jalada, pero como espectáculo visual me parece sumamente atractivo y también con cierta dosis de originalidad; el Mathieu hace gala de un manejo de cámara muy atractivo. Ah… y yo también me enamoré de Vincent en este film.

No conozco esa película que mencionas.

“Titanic” ni al caso querida, que cosa tan insufrible. Y del Forrest, juro que me duerme, literalmente me arrulla; a mi disgusto por este film sin duda contribuye el Tom Hanks, nomás de verlo me entra una hueva tremenda.

Y hablando de adicciones locas, volví a ver «La vie en rose» y “Eastern promises”; ambas me gustaron aún más que en la primera visión.

Alimentas mi ego diciéndome que me extrañaste, me too my darling

Besotes querida

Champy dijo...

Ay que bonitas mis amiguitas!!!!

Siento bonito que se quieran y se extrañen.

Gracias a Dios aún no me han madreado, al menos por esto COMADRE!

Y ay se me esta quitando, ya veo que voy a batallar, suelto todo mi veneno y los dejo enchilados, eso si es placentero.

Ahora si que Besos culposos.

Sabina dijo...

El sexy australiano me dejó sin hablar en "Scoop" de Woody Allen.
Scarlett se ve insignificante a su lado.

Y, con respecto a mi guilty pleasure fílmico Num 1, je! deja te platico de que trata:

En primera los protagonistas no son precisamente la mar de bellos: Marisa Tomei y Vincent D´Onofrio, el director es el mismo de-Brad Anderson- "El maquinista" con Christian Bale (...)
La película básicamente toca los temas que por desgracia me obsesionan (menciono por desgracia porque CUALQUIER filme que carezca de 1 de esos elementos hace que no me guste)
1. Viajes en el tiempo
2. Desequilibros mentales y emocionales
3. Neurosis
4. Fantasía aplicada a la vida real.
5. Amor puro, honesto, cargado de toda la sarta de imperfecciones que debe contener para que sea catalogado como "amor"

Básicamente es "chico conoce a chica" a través de una foto, él hace todo lo posible para conocerla (y lo imposible también porque lo logra) ella, es un desastre de mujer, a cuyo terapeuta le asegura que no volverá a irse con el primero que se le pare en frente, y a los dos días ya estaba más que compenetrada con "Sam"...
Lo demás lo omito porque pos sería contar TODA la historia y pos como que no.

( me pesa enormemente que no es posible conseguirla, mira que lo he intentado muchas veces)


Ah!
guilty pleasure Num 2: Chasing Amy.
Oh si!

Ana Valenzuela dijo...

Querida,

Estoy segura de que, despues de decirte que derrapé con Ocean 13 o 14, nomas por Cassel, te hiciste un recuento de guilty pleasures... jajaja que rico confesarse.

¿Que tal las vacaciones?
Besos
PD. confesión: perfume de diseñadores holandeses "Bomba de flores" me dejó como una consumista pecadora, snob y deudora, pero feliz.

MARICHUY dijo...

Sabina

"Chasing Amy" (con el Ben Affleck ¿no?), me parece que la he visto en algún canal de cable, pero ya empezada y si me gustó.

La de Marisa Tomei, creo que esa si no la conozco.

Viendo los requisitos para que te guste un film, me queda más claro que nunca el por qué tu amor hacia “Eternal sunshine in the spotless mind”; este film reúne, creo, dichos elementos.

Pues a mi, de esas películas que reúnen cualquier cantidad de fantasías, seres neuróticos y totalmente fuera de la realidad, me encanta «La Science des reves»; misma que la critica tuvo a bien moler a palos por su “falta de solidez y profundidad argumental”, pero que yo encuentro adorable; y donde, para mi gusto, Gael García Bernal actúa de manera muy convincente; además, la banda sonora me pudo encantar.

Y entrando a los gustos más inconfensables, me divierto mucho con la mafufada del “Quinto elemento”. Yo no sé que se fuma Luc Besson cuando se inventa sus historias, pero casi todos los productos de esas locuras y mariguanadas me divierten un buen (eso si, “Juana de Arco” me chocó); además de que visualmente hace gala de muchos elementos innovadores.

Besos

MARICHUY dijo...

Ana

Jaja, tienes toda la razón, si vimos la zaga de Danny Ocean, ya qué más podemos decir ¿verdad? Lo que no me gusta son los tristes papeles que le dan a nuestro novio [hablando del susodicho, en “Eastern promises” hace un papel muy interesante, personificando a un ser ambiguo y despreciable, pero muy atractivo. La relación que establece con el personaje de Vigo Mortensen es harto perturbadora].

Cero vacaciones; quees decir, cero viajes.

Y en ese terrero de los placeres hedonistas, ya me regalé “Amor, Amor” y comparto tu opinión: huele rico.

Besos querida

Paxton Hernandez dijo...

Jajaja, nunca creí que Swordfish!!! Qué barbaridad.

Debo confesar que Titanic sería uno de mis placeres culposos, amiga, de no ser porque no considero que sea tan mala. Pero Forrest sí es nembutal. Y el soldado Ryan.

Besos sorprendidos,

Paxton Hernandez dijo...

Por cierto, ya ví El odio y sólo estoy esperando. Le estoy echando cerebro para ver cómo la reseño.

Gracias, en serio.

MARICHUY dijo...

Paxton

Swordfish!!! Ni yo sé por qué, pues de verdad que la peli es mala por donde se le vea; mea culpa total.

Pues yo detesto Titanic; no podría decir exactamente que sea un bodrio, simplemente que la detesto; tanto así como amo otras que pueden ser malísimas, a ésta la detesto.

En cuanto al soldadito Ryan, considero que podría haber sido una buena película… si solo hubiera durado 20 minutos, el tiempo que toma el desembarco en Normandía, que creo es lo único
rescatable de este patriotero e infladísimo film.

Besos semiculposos

PS Espero no seas muy duro con tu reseña

Pau Llanes dijo...

Vya, me hiciste pensar en ello... tú y tus comentaristas (te prometo que tú serás la primera en conocer mi lista... El Forrest Gump puede ser candidato, no digo que no)... Bienvenidas tus letras... las echaba en falta... Pau

Ana Valenzuela dijo...

Querida,

Me da tanto gusto que tengas el placer del perfume y que consigas muchos mas, pues te lo mereces por escribir tan bien.

besitos de pascua

MARICHUY dijo...

Pau

¿Placer culposo, “Forrest Gump”? (¡!) Soy la menos indicada para hablar de estos temas filmicos, por mis "gustitos", pero a mí me parece simplemente lo que dije: una mega bomba de nembutal. Más que a culpa, me huela a penitencia.

Saludos

MARICHUY dijo...

Ana

La mera verdad querida, a saber si “me lo merezca”, pero como no me voy a esperar a averiguarlo, mejor me los regalo y ya… ya después sentiré un poquitin de remordimiento de conciencia por gastar tanta lana en estas frivolités.

Besos

Ademyr dijo...

que gustos...muy buenas, muy controversiales, algunas comerciales... pero en general disfrutables... creo yo ..

pfftt... pero yo quien soy para declararme critico de cine...

si lo unico que te queria decir era que llegue aca via el blog del champy y me quede muy agusto con esa imagen de Alphonse Mucha ... que es en ese tema uno de mis favoritos.. pero tambien me gusta phillipe starck...

ya estoy como tu lista..

ajaj.. un saludo.

MARICHUY dijo...

Si verdad? Nunca mejor dicho que "en gustos se rompen géneros"

Y de Alphonse Mucha, uy a mi me encanta; una de sus creaciones que más me gusta es el affiche que hizo para la presentación de "La dama de las camelias" actuada por la divina Sarah Bernhardt, un trabajo bellísimo; yo siempre he querido tenerlo y resulta que hace tiempo lo vi en un puesto callejero en Praga (una muy buena impresión, buen papel, buen tamaño), pero me distraje y zas, cuando volteé un turista francés ya me lo había ganado; para colmo, en el museo de Mucha no lo tenían.

Gracias por tu visita, tus comentarios y cuando gustes

Ademyr dijo...

pffft... me paso algo similar en paris... pero no quiero hablar de eso que se me salen las lagrimas..

y no es tan de broma ehh..

jjaja..

snif.

chilangoleon dijo...

todas=menos=tritanic=tambioen=le=gustan=
a=chilangoleon=Vincent=Casel=est=genial

Waiting for Godot dijo...

TITANIC NO! NO Y NO! Si fuera multimillonaria haría desaparecer todas las copias de esa peli del mundo, en serio. Besos.

MARICHUY dijo...

Chilango

Mira, sorprendentes y gratas coincidencias.

Saludos

MARICHUY dijo...

Waiting

Querida, no hay razón para desperdiciar “tu dinero” (ahora que sea multimillonaria) en esta película. Eso sí, bien que podríamos formar "El Club de los que detestamos TITANIC"

Besotes


Besos

pez dijo...

Me gustan: Swordfish, Titanic, Forrest Gump, Ríos de color púrpura, Nadie hablará de nosotras ..., Irreversible, ET, la lista de Schindler, el pianista, la môme, eastern promises, salvando al private ryan, eternal sunshine..., quinto elemento, la mitad de juana de arco,

No he visto: Dobermann, au revoir les enfants, Happy accidents, Scoop, Chasing amy, ocean 13 o 14, guilty pleasures, bomba de flores, amor amor, la science des reves, el maquinista, el odio, el perfume, besitos de pascua, la dama de las camelias

(por lo general) no me gustan: las películas, chinas, japonesas, hindús, malayas, camboyanas, africanas, árabes, filipinas, etc.